martes, 19 de enero de 2010

Capítulo 20. No todo en la vida es una competición


Me cabreo…….Se me pasa………Me vuelvo a cabrear………Se me pasa…………

Furioso con mi suerte, si siendo tan afortunado como otros creen que soy, ¿porqué las cosas no salen como yo quiero? ¿Porqué siempre se acaba convirtiendo todo en un maldito juego?

Reconozco que soy un mal jugador de Póker. Se me da muy mal mentir, además de que siempre pienso que tengo las mejores cartas en mis manos…hasta que las tiro encima de la mesa y el siguiente jugador, teniendo las mismas cartas, me gana por la mínima.

Odio las victorias pírricas, pero si hay algo que odio todavía más son las derrotas. Por desgracia, he sufrido muchas derrotas a lo largo de mi vida…muchas más de las que me gustaría. Con el tiempo se aprende a sufrirlas. Cuando era pequeño y perdía un partido de fútbol en el patio del colegio lloraba de rabia…los demás niños se metían conmigo porque sabían que me daba más rabia todavía. Cuando me tocaba ganar esa rabia salía de dentro.

A veces pienso que he cambiado mucho pero el deporte es tan importante para mí que ha forjado parte de mi carácter, y soy tan competitivo que siempre me marco objetivos y retos en los que demostrar si estoy a la altura o no…..pero no todo en la vida es una competición.

¿CUÁNTAS COSAS PERDEMOS POR MIEDO A PERDER?



lunes, 18 de enero de 2010

Capítulo 19. Estrella de mar


Estrella de mar, no te escondas cuando te busque.
Estrella de mar, no te entretengas o no la podrás contemplar.

Estrella de mar, el capitán del barco te ha encontrado.
Estrella de mar, no te pierdas entre los bancos de coral.

Estrella de mar, pensabas de verdad dejarme en tierra.
Estrella de mar, dame la oportunidad de regresar.

Estrella de mar, que pinchas cuando te tocan.
Estrella de mar, que hieres aunque te traten bien…aunque te traten mal.

Estrella de mar, la salitre te mantiene despierta.
Estrella de mar, la corriente te va a arrastrar.

Estrella de mar…………….mirarte a los ojos es nadar, nadar en un mar más frío que el hielo…

viernes, 8 de enero de 2010

Capítulo 18: Tirar un dado y que salga un 7

Aferrado a un trastorno bipolar, no hay remedio. Falto de criterio y sin agallas, estando alegre o serio //Entiendo que…ya no me entienden. Retengo en la retina la imagen de alguien que hoy está ausente //

En fin, digiero la ignorancia, dirijo mi esperanza en encontrar paciencia pero no está en mi mapa // Ensalzar las virtudes y equilibrar la balanza, alcanzando la paz.

En cada rincón, en cada acción me guío por el instinto, por lo que surge // Libre, como el ave fénix que de sus cenizas resurge // Ideas que convergen. Nada me urge, si el tiempo es rápido pero apresurarse es perderse.

Soy complejo, pero no me acomplejo // Reflejos de cristales rotos y fotos de tiempos lejanos, ahora estoy más viejo // Alejando los deseos de lo que no consigo, sigo pidiendo lo mismo, lamento ir rechazando tus consejos //

Autocomplacencia no me llena, no estoy conforme. No hay nada que me haga cambiar de idea, nadie que me transforme.

Somos algo…tenemos algo…en realidad nada, si al final aquí se queda // Tener inocencia es algo bueno…hasta que la pierdas, entonces de muchas cosas te das cuenta // Y lo que cuenta es el gesto, no lo que piensas…lo que harías…lo que tendrías si…

Si solo hay un camino, siempre de frente //y la suerte es increíble…Como tirar un dado y que salga un 7